dodô

dodô

08 março 2009

Difícil de Contentar

Kardan cayó enfermo. Su tío le dijo:
- ¿Qué deseas comer?
- La cabeza de dos corderos.
- No hay.
- Entonces, las dos cabezas de un cordero.
- No hay.
- Entonces no quiero nada.

Ibn Abd Rabbih,
Kitabal idq elfarid, tomo III
In: BORGES, Jorge Luis, CASARES, Adolfo Bioy, Cuentos Breves y Extraordinarios.

Nenhum comentário: